Caso de éxito: ¡Podría ser el de tu empresa!

Tesco quería convertirse en la primera cadena de supermercados del país sin aumentar el número de tiendas físicas. Optó por crear supermercados virtuales en las estaciones de metro. ¿Cómo? Mostrando en paneles sus productos acompañados de códigos QR. De esa forma los usuarios del metro, mientras esperaban escaneaban los códigos y compraban online los productos. Todos ganaron: los clientes aprovecharon el tiempo de espera en la estación, y TESCO consiguió aumentar sus ventas online en un 130% y el número de clientes registrados un 76%. Podéis ver un vídeo de cómo lo hicieron en este enlace.

Contáctanos en nuestra web  para probar nuestra herramienta de forma gratuita y obtener información personalizada.

¡Te aconsejaremos cómo usar Social Codes para aumentar las ventas en tu empresa!

porque_mis_fans_no_ven_mis_publicaciones

Además Facebook te ofrecerá un panel de administración donde podrás ver las estadísticas de tus publicaciones como visitas, perfil de los usuarios, etc… que te serán muy útiles en tu negocio.

2- Aburrir con publicidad

Utiliza tu fan page con sensatez. Ser spammer no es una opción pues perderás progresivamente a tus fans. Sé conciso, original y trata de generar mucha interactividad con las personas que lean tus publicaciones. Para ello trata de motivar a tu audiencia para que cliquen en los “megusta” o escriban algún comentario y generéis entre todos algo de diálogo.

Eso es importante para que tu publicación no caiga en el olvido y permanezca apareciendo en el muro de tus fans. Una publicación que no tiene actividad durará tan sólo unas horas apareciendo y después caerá en el olvido.

3- No cuidar a tus fans en Facebook

Los fans son el tesoro más grande de tu página, debes tratar de convertir a tu comunidad de seguidores en una gran familia. La mejor estrategia es cuidarlos interesándote por sus gustos. Céntrate en ellos para generar contenido que les guste e interese. Si sólo tratas de venderles la moto, será difícil que te la compren.

No borres ningún comentario que publiquen a menos que contengan insultos o amenazas… a la empresa o a alguno de tus fans. Acepta las críticas y sé raudo en responderles con ánimo siempre de solucionarles sus problemas. Piensa que cada queja es una oportunidad de mejorar tu imagen frente a ellos.

4- Comprar fans. Necesitas  seguidores a los que intereses.

No es que sea en sí una trampa (por la que te pueden cerrar tu página, por cierto), es que te gastarás el dinero inútilmente en fans ficticios que no interactuarán en tus publicaciones. Una fan page de una pyme que tenga 2500 fans pero tan sólo tenga 3 “megustas” y ningún comentario da una sensación muy pobre.

Si quieres más razones, hay un post muy interesante de Clara Ávila en que explica muy bien la problemática de estas acciones.

5- Copiar contenidos de otros. Sé original en tus publicaciones

Si comprar fans “está feo”, copiar es una práctica malísima que te puede generar mucho ruido negativo en redes sociales. Es verdad que es muy útil cotillear a ver cómo lo hacen otros, pero tan sólo debes coger ideas para generar contenidos que sean tuyos propios.

Los usuarios premian la originalidad. Lo que triunfa en redes sociales son las publicaciones novedosas y rompedoras. Con un poco de suerte estarás creando contenidos virales, que es lo que te interesa para llegar a mucho público.

aumentar_me_gusta_fan_page

Como ves, ser cuidadoso no es muy difícil. Pon el foco de tu fan page en los intereses de tus seguidores, evita ciertas prácticas negativas que te hagan perder fans ydisfruta de la comunicación con tu público. Aprenderás de ellos y mejorarás tu negocio.

Si has visto malas prácticas generalizadas en ciertas páginas de Facebook te animamos a que nos pongas un comentario y podremos debatirlas juntos. Recuerda que este blog lo enriquecemos entre todos.